SECRETARIA ROSA ICELA RODRÍGUEZ: Con su permiso, señor presidente Andrés Manuel López Obrador.

 

Saludo a todas y todos los que participan en esta máxima tribuna de la Seguridad Pública del Estado Mexicano. 

 

A gobernadoras y gobernadores que nos honran con su presencia.

 

A mis compañeros del Gabinete legal y ampliado, que encabeza el presidente Andrés Manuel López Obrador.

 

Así como a servidores públicos e invitados que nos acompañan. 

 

Estamos aquí para cumplir con lo establecido en la Ley General del Sistema de Seguridad Pública, que nos mandata realizar esta convocatoria del Consejo Nacional de Seguridad Pública. 

 

Antes que nada, quiero agradecer la colaboración y el trabajo conjunto de todos los gobiernos de los estados, y del Gabinete del presidente López Obrador, porque se ha entendido que la seguridad es la principal demanda social.

 

Por eso aprobó el Senado una Estrategia Nacional, que considera la coordinación con el Gabinete de Seguridad y las Mesas de Construcción de Paz y Seguridad Estatales y Regionales.

 

Pero también el establecimiento de la Guardia Nacional, la participación de las Fuerzas Armadas en tareas de seguridad pública, la capacitación y certificación de las policías estatales y municipales; el respeto a los derechos humanos.

 

La atención especial a los casos de violencia contra las mujeres, el combate de delitos transfronterizos, y contempla también esta estrategia Cero Corrupción, Cero Impunidad y cero vínculos con la delincuencia.   

 

Decirles que la estrategia funciona. Tenemos una directriz clara, de la que se derivan tareas específicas en materia de prevención, como el Desarme Voluntario, el Programa de Prevención de Adicciones y Violencias, el Tianguis del Bienestar, la Regularización de Autos Usados de Procedencia Extranjera. 

 

Y como primera mujer secretaria de seguridad de mi país, y con el compromiso del Gabinete de Seguridad, hemos atendido el tema de violencia contra las mujeres. 

 

Sabemos que la mayoría de las víctimas conocían a sus agresores, eran personas cercanas a ellas. 

 

Trabajamos con todos los secretarios y secretarias de Seguridad de los estados y se ha actuado con apego a los protocolos para prevenir este tipo de violencia.

 

A través de las 32 Mesas de Construcción de Paz y Seguridad Estatales y las 266 Regionales se han atendido a organizaciones de mujeres, de hombres, campesinos, trabajadores; personas indígenas, adultos mayores, pero también sindicatos, organismos, instituciones religiosas, empresariales. 

 

Hay un trabajo coordinado entre representantes de los tres órdenes de gobierno, que da resultados. 

 

En resumen, de forma conjunta, se atienden las causas que generan la violencia, con atención social de la Federación y de los estados. Esta tarea preventiva es fundamental.

 

Hemos actuado con inteligencia en contra de los criminales, afectando su capacidad financiera y de operación. 

 

Los siguientes son resultados del trabajo coordinado de todos los aquí presentes, de los integrantes de este Consejo Nacional de Seguridad Pública: 

 

En esta administración se ha logrado el decomiso de 5 mil 488 kilogramos de fentanilo, es decir, mil por ciento más que en los últimos tres años de la administración anterior, lo que ha representado una afectación a la delincuencia organizada por más de 43 mil 534 millones de pesos.

 

Entre todas las fuerzas de seguridad, la Secretaría de la Defensa, la Secretaría de Marina, la Guardia Nacional, los estados se han asegurado 96 mil 933 kilogramos de cocaína, es decir, 128 más que en la pasada gestión. Esto significa un impacto a la economía delincuencial por más de 23 mil 66 millones de pesos. 

 

También se han incautado 33 mil 416 armas de fuego, más de 17 millones de cartuchos y 2 mil 344 granadas, así como más de 77 mil unidades de transporte.

 

Y en lo que va de la actual administración, las Fuerzas Armadas y las fuerzas de seguridad han aprehendido a más de 65 mil delincuentes de distintos niveles; 6 mil 385 de los cuales están relacionados con la delincuencia organizada, y de ellos 2 mil 421 son objetivos prioritarios de todos los grupos delictivos. 

 

No hay impunidad para nadie, la ley es pareja para todos.

 

Además, el trabajo coordinado de las 32 Mesas Estatales y 266 Regionales de Construcción de Paz y Seguridad, y del Gabinete de Seguridad Nacional, encabezado por el presidente Andrés Manuel López Obrador, ha dado resultados en la reducción de delitos a nivel nacional. Por ejemplo: 

 

Los delitos del fuero federal, en su conjunto, bajaron 27.3% a octubre, todas las cifras anteriores son a octubre, en comparación con diciembre de 2018.

 

Hemos reducido en 92.2% el robo de combustible, el huachicol, lo que significa ahorros por más de 236 mil millones de pesos. 

 

Además, en la toma ilegal de casetas hemos evitado pérdidas por 39 mil 820 millones de pesos, de 2020 a 2022.

 

En homicidio doloso logramos su contención entre 2019 y 2020, y a partir del segundo semestre de 2021 comenzó con una tendencia constante a la baja.  

 

Hasta el 20 de noviembre pasado se presentaban disminuciones importantes, por lo que estimamos que hacia fin de mes se tendrán 22%  menos víctimas que el máximo histórico de julio de 2018. 

 

El robo, en todas sus modalidades, registró una baja de 18% en octubre, en relación con diciembre de 2018.

 

El robo de vehículo bajó 40.1% en el mismo periodo.

 

El feminicidio también descendió 20.8% en este periodo.

 

El secuestro descendió 68.1% también.

 

Con estos resultados y más, que sería muy largo mencionar en esta reunión, confirmamos que estamos en el camino correcto. Que la pacificación de México es posible si mantenemos la unidad en las acciones que realizamos desde cada uno de nuestros ámbitos de competencia. 

 

Por eso, una invitación respetuosa  a continuar con esta buena coordinación, para atajar el camino a la delincuencia.

 

Nuestra convicción es que México no está condenado a la guerra.

 

México, nuestro México, está destinado a la paz.

 

Muchas gracias.

 

Muchas gracias presidente.

Versión estenográfica